¿Limpias a diario tu piel? ¿Sabes que es el paso más importante de una rutina de belleza? Te contamos todo lo que necesitas saber para una correcta higiene facial.

¿Limpias a diario tu piel? ¿Sabes que es el paso más importante de una rutina de belleza? Te contamos todo lo que necesitas saber para una correcta higiene facial.

       En el post de hoy nuestra responsable de la sección de Dermocosmética, Mónica Garrido Crespo, nos contará cuáles son los pasos a seguir para una limpieza perfecta del rostro.

      La limpieza facial es el paso más importante en toda rutina de belleza. Esto se debe a que a lo largo del día en nuestro rostro se van acumulando una serie de componentes, como pueden ser las sustancias provenientes de la polución, restos de maquillaje y nuestras propias secreciones sebáceas, y debemos eliminarlos. Con la limpieza también conseguimos tener nuestra piel preparada para que los tratamientos que apliquemos posteriormente (cremas y sérums) penetren mejor y puedan ejercer su efecto de una manera óptima.

       Nuestra recomendación es que incluyas en tu día a día un ratito para cuidarte por la mañana y otro por la noche. Por la mañana, para retirar las secreciones sebáceas producidas durante las horas de sueño y por la noche, para eliminar los residuos acumulados durante el día. Verás cómo los resultados se notan en pocos días y cómo mejora la luminosidad y el estado de tu piel.

        A continuación os mostraremos los diferentes productos que podemos encontrar para realizar nuestra rutina diaria de limpieza. Tenemos que ver cuál es el que más se adecúa a nuestras necesidades y tipo de piel. En la farmacia estaremos encantadas de aconsejaros cuál es el más conveniente en cada caso.

  • Gel, espuma, mousse: Este tipo de productos se suelen utilizar en pieles grasas o con tendencia acneica. Se aplica en el rostro realizando un masaje y aclarando posteriormente con agua.
  • Leche limpiadora y tónico: Se aplica en primer lugar la leche sobre el rostro y después retiramos con ayuda de un disco impregnado en tónico. Es importante retirar bien todo el producto. Se suele utilizar en pieles normales o secas
  • Agua micelar: Es el producto de moda y no nos extraña. Esto se debe a su gran eficacia y facilidad de uso. Se aplica con ayuda de un disco desmaquillante, dando ligeros toquecitos por toda la zona facial. En la zona ocular lo haremos con más delicadeza para evitar la pérdida de pestañas. Existen aguas micelares para todo tipo de pieles y necesidades.

  • Exfoliante: Es el “gran olvidado” y sin embargo uno de los más importantes. Elimina impurezas, limpia los poros y retira las células muertas de nuestra tez. Su frecuencia de uso dependerá de nuestro tipo de piel. Si es normal o sensible se utilizará una vez por semana y si es mixta/grasa dos o tres veces por semana. Un truco para que no se nos olvide es el de tenerlo en la ducha junto al champú, porque… ¿qué soléis hacer mientras la mascarilla o el acondicionador hace su efecto? Nosotras lo tenemos claro, aprovechamos el tiempo dándonos un masajito con nuestro exfoliante.

      Y hasta aquí nuestros consejos sobre higiene facial. Ya sabéis, si tenéis alguna duda podéis contactar con nosotras o pasar por nuestra farmacia.

Share this post

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

2 × 4 =


ENVÍO GRATUITO

Pedidos Superiores a 59€

14 DÍAS DEVOLUCIÓN

Sin Compromiso

PAGO SEGURO

Pasarela de pago Redsys

ATENCIÓN AL CLIENTE

Estamos aquí para ayudarte